Consejos de conservación y consumo de los aguacates

   El aguacate es un fruto climatérico, eso quiere decir que una vez cosechado sigue madurando. Además tiene una característica que tienen muy pocos frutos, que mientras que está en el árbol no alcanza la madurez total (sigue duro). Estas características permiten que se pueda cosechar durante un largo periodo de tiempo o que se pueda enviar a destino sin estar maduro del todo y así aguantar mejor el viaje y llegar al consumidor en mejores condiciones. Sin embargo eso no quiere decir que se pueda cosechar en cualquier momento, es necesario que tenga un mínimo de madurez fisiológica y eso se sabe por el contenido en ácidos grasos.  La materia seca del fruto a medida que va madurando en el árbol se va transformando en ácidos grasos que son lo que le dan ese sabor característico.

Con esas características, lo ideal es comprar el fruto duro y madurarlo en casa, de forma natural, sin una pre maduración forzada que usa productos químicos (prácticamente todos los aguacates listos para comer están pre madurados en cámaras con etileno –un gas que daña la capa de ozono de la atmosfera). Lo ideal sería tener siempre frutos en casa en distinto punto de madurez. Los trucos para avanzar o retardar madurez son los siguientes:

Avanzar madurez: poner los aguacates junto a manzanas o plátanos en una bolsa de papel a temperatura ambiente.

Retrasar madurez: ponerlos en el frigorífico entre 3 a 5 grados de temperatura.

   Una buena táctica es, compro aguacates, los pongo a madurar rápido a temperatura ambiente junto con manzanas o peras o ellos solos, una vez van cogiendo la madurez (puede tardar varios días) pongo en el frigorífico los que no voy a comer rápido y voy sacándolos un día o dos antes de comerlos para que acaben de madurar.

Un identificador del punto de madurez es el color de la piel, se vuelve marrón obscuro y el tacto, cada vez están más blandos.

Por último, como cualquier fruta que se come cruda, antes de usarlos hay que lavarlos con abundante agua y jabón. Nosotros no manipulamos los aguacates una vez cosechados, no los lavamos, no les añadimos ceras o productos químicos para que aparezcan brillantes y duren más tiempo en las cámaras. Pero si compras de estos en las tiendas también conviene lavarlos igual que cualquier fruta por bonita que parezca.

A todos nos ha pasado tener malas experiencias al comprar aguacates en las tiendas. Suele ser porque no están cosechados en su punto ideal de madurez, porque está mal conservado en cámara, por el largo trayecto desde Sudamérica o Sudáfrica (unas 4 semanas), porque la gente los aprieta en la tienda para ver si están maduros (hay aguacates muy manoseados…) o porque al cultivar no se han tenido las consideraciones oportunas (variedad, abonado, ..).  Lo bueno de comprar fruta directamente al agricultor cercano es que si algo no ha ido bien puedes comentarlo directamente. Esperemos que no nos ocurra, pero si es el caso, por favor, poneros en contacto con nosotros para resolverlo de la mejor manera posible.

   Para cualquier consulta estamos a vuestra disposición en el siguiente número de teléfono: 686 09 74 99. Podéis llamarnos directamente o enviarnos un whatsapp.  Muchas gracias por confiar en nosotros.

Atentamente, María Eloy Piera